Dejar huella

Joao Silas_raumrot

I can’t explain what I mean. And even if I could, I’m not sure I’d feel like it.

J. D. Salinger

Me gusta la gente valiente. Así, sin más. Puede que sea porque yo creo que no lo soy. Me gustan los que tiemblan por dentro pero andan por la vida con paso firme, sin importar el zapato que gasten. Una vez leí por ahí que solo llevar un buen par te ayuda a creer que no pasas por la vida sin dejar huella. No me acuerdo quién lo escribió, si pertenecía a algún libro o si era una de esas frases que aparecen sin más, pero por algún motivo me hizo pararme a pensar.

Dejar huella. La simple unión de estas dos palabras parece llevar implícito el hacer algo grandioso: ganar un Nobel, acabar con el hambre en el mundo, descubrir la fórmula de la Coca Cola  o conseguir no perder ningún calcetín de camino a la lavadora. Puede que, efectivamente, sea hacer algo histórico que te haga ser recordado durante años. O puede que no. Y ahí está la clave de todo, en que no.  En que, aunque sería genial todo lo anterior, dejar huella no va (o no debería ir) de eso. Dicen que no has vivido del todo hasta que no has hecho algo por alguien que nunca podrá pagarte. 

Yo soy de las que creen que un “Hola, ¿todo bien?” en el momento justo te arregla la vida. O por lo menos el día, eso seguro. Y no he visto huella más firme y con más profundidad en toda mi vida. 

 

B.

Imagen João Silas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s